La nueva aventura de Guy Ritchie resulta un pequeño caos en todos los sentidos.


B lockbuster. Aunque verdaderamente no se hasta que punto esta película puede considerarse como tal. El presupuesto ha sido multimillonario, tiene actores conocidos y el tráiler mezclaba epicidad con música que levantaría del asiento a cualquiera en un concierto. Pero vamos, es Guy Ritchie, ¿Cuanto de Blockbuster puede tener este director en las venas? Lo que si ha quedado claro es que este proyecto ha sido todo un fracaso. Con un presupuesto de más de 170 millones de dólares, únicamente ha conseguido una taquilla mundial de 143 millones, y sí, ya se ha estrenado en China.

Queda claro que Warner sigue apostando por el director, esta ya es la quinta colaboración entre ambos, pero todos los últimos estrenos han sido un tanto decepcionantes. El aclamado director nos muestra su peculiar punto de vista de la épica aventura del Rey Arturo y la leyenda de la espada Excalibur. Cuando asesinan al padre del joven Arturo, su tío, Vortigern (Jude Law) asciende al trono. Arturo, al que han robado su derecho de nacimiento y que no tiene la menor idea de quién es en realidad, sobrevive en los callejones de la ciudad. Sin embargo, cuando saca la espada de la roca, su vida se revoluciona y no le queda más remedio que conocer su verdadero origen.

Rey Arturo

Este pequeño caos narrativo, que va dando saltos de un lado a otro mezclando flashbacks y música demasiado alta para el oido humano, está protagonizada por Charlie Hunnam, un actor que ha demostrado anteriormente poder llevar una película de acción, pero que en este caso lo más llamativo son sus pectorales. El espectador no llega a conectar en ningún momento con Arturo, bueno, ni con él ni con ningún otro personaje. Nos da igual lo que les pase en todo momento, y los personajes que se van añadiendo a la aventura resultan ser de lo más planos y olvidables.

Junto con Hunnam tenemos a Jude Law (‘Cold Mountain’), Astrid Bergès-Frisbey (‘Piratas del Caribe: En mareas misteriosas’), Djimon Hounsou (‘Diamante de sangre’), Aidan Gillen (‘Juego de tronos’) y el olvidado Eric Bana (‘Hulk’). Nada destaca, bueno, nada en el apartado de interpretaciones o personajes, ya que visualmente si nos encontramos con un proyecto de lo más llamativo y entretenido, pero eso es todo, todo se reduce al apartado visual.

Rey Arturo

Es una verdadera pena que el resultado de este proyecto resulte tan fallido. Visualmente nos encontramos con una película a la altura, buena producción, buenas ideas, una vuelta de rosca a la típica película medieval, se aleja de todo lo que habiamos visto de Arturo hasta el momento… pero falla. Quizá la mezcla sería algo como esto: ‘La leyenda de Tarzán’ vs. ‘Principe de Persia’ vs. ‘Assassin’s Creed’… algo así.

Esperemos que la próxima vez que Ritchie se ponga tras las cámaras, nos traiga algo más parecido a ‘Snatch’ u ‘Operación U.N.C.L.E.’. En este filme se palpa que la epicidad no es lo suyo, y si a esto le mezclamos que hay ocasiones que parece que estamos viendo escenas eliminadas de ‘El señor de los anillos’… cosa mala. Quizá una segunda vuelta al guión – o una tercera, cuarta y quinta – habría conseguido arreglar algunos de los fallos del guión. Marear con los tiempos no es una buena herramienta para contarnos una historia.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here