Todo el mundo que me lee por twitter (@inakio) sabe que durante las dos últimas temporadas de Glee, me he ido hartando un poco de su falta de evolución y sus vueltas una y otra vez sobre los mismos temas. Es muy difícil que yo deje de ver una serie, pero Glee estaba apunto de conseguirlo, la última oportunidad que le iba a dar era el comienzo de esta 4ª Temporada. Y tengo que decir que ha sido un comienzo de lo más prometedor.

SPOILER: Esta entrada puede contener spoilers hasta el 4×02 de Glee.

El cambio ha llegado a la serie, ese cambio que tantos ansiábamos por que llegara, después de la temporada anterior todos estábamos esperando que la renovación del cast trajera aires nuevos, pero ese no ha sido el único cambio que ha llegado. De hecho, los nuevos miembros del club de Glee ha sido lo menos interesante de esté comienzo de temporada, donde este la “nueva” Rachel y su mudanza a Nueva York que se quite el resto.

Mudanzas

Nueva York es la ciudad elegida por Rachel para continuar su camino hacia Brodway, un camino en el que tendrá que luchar y sacar sus garras para conseguir que la valoren y vean su lado más salvaje. Su mayor contrincante es Cassandra, Kate Hudson “a sus pies”, su profesora de baile y que no tiene ningún tapujo en decir lo que piensa, se podría decir que es la nueva Sue aunque con estilo y espíritu “Victoria Grayson”.

Pero no solo lucha es lo que encuentra la pobre, encuentra a un hombre que hace que quite el hipo a cualquiera, en especial si sale desnudo de la ducha sin ningún tapujo. Su gran amor Finn no da señales de vida y tener a un muchacho de estas características a mano supone un gran problema, o por lo menos para ella.

¿Quién soy?

Su nombre es Kurt, y después de recorrer un camino difícil en el instituto y superarlo, llega el momento de seguir hacia delante, ¿Pero qué pasa cuando lo único en lo que pensabas era en esa lucha y nada más? Pues que al terminar, te quedas perfectamente, aunque no sabes ni quién eres ni qué quieres hacer. Pero… para eso está su padre, un padre que tengo que decir que es maravilloso.

Los nuevos miembros de Glee

Marley Rose (Melissa Benoist) y Jake Puckerman (Jacob Artist) cantan genial, el problema es la falta de interés que genera el hilo argumental del colegio, ahora mismo la serie está luchando contra ella misma, Instituto vs. NYADA y la verdad… está claro quien está ganando. Por el momento lo único interesante que ha aparecido en el instituto es el momento “Call me maybe” y alguna mirada del nuevo integrante Jake.

Y eso es todo…

No hay nada más que destacar, de esta nueva etapa lo único que me llama la atención es eso, la vida de Rachel y Kurt en Nueva York, con la magnífica profesora Kate “Grayson” Hudson. Lo que tendrían que hacer es coger a Santana (que apenas ha salido) y Blaine, y llevarlos a NY junto con el dúo protagonista y terminar Glee para pasar a llamarse NYADA.

Compartir
Artículo anteriorResumen: 64th Primetime Emmy® Awards
Artículo siguienteConcurso: Pretty Little Liars [FINALIZADO]
Creador y editor de "En tu pantalla". Ya han pasado más de diez años desde que la web empecé la aventura de tener un blog propio en el que hablaba de series, cine, dvd, blu-ray, anime... Mi pasión por las series y el cine hacen que devore todo lo que pase por mis manos. "Buffy, la cazavampiros" y "Alarma en el Expreso" son los pilares de mi mundo seriefilocinematográfico.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here