Crítica de ‘Maléfica: Maestra del mal’, la secuela del live action de ‘La bella durmiente’. Angelina Jolie y Elle Fanning vuelve a sus papeles, además de las incorporaciones de Michelle Pfeiffer y Harris Dickinson. ¡Ya en cines!


Maléfica fue una de las grandes sorpresas de 2014 en taquilla, el remake/reboot/invención total de La Bella Durmiente, uno de los clásicos Disney más recordados, consiguió superar la codiciada barrera de los mil millones sin ningún tipo de problema. Los que ya lleváis un tiempo siguiendo la web, y a mí, sabéis que odié con todo mi ser la primera entrega de la saga. El motivo fue la desaparición total de Maléfica. ¿Qué ocurrió con la villana más icónicas del mundo de la animación? ¿Qué sentido tenía estropear un villano tan especial? En la primera película vimos como Maléfica en realidad era Benéfica, un hada que ve su mundo alterado por culpa y crueldad de los humanos.

Esta segunda entrega arranca con la pedida de matrimonio del Príncipe Felipe a Aurora, ahora Reina de las Ciénagas. Esta unión hará que el bosque mágico y el mundo de los humanos se conecten, trayendo la paz entre ambos reinos. O eso es lo que esperaban el Rey y los prometidos. Maléfica no está nada convencida de esta unión, una cosa es que ahora sea Benéfica y otra que abra las puertas de su territorio a humanos despiadados.

Entretenida. Mucho más entretenida que su predecesora. Uno de los grandes requisitos de esta película para disfrutar de ella es que uno entre en la sala de cine sabiendo que Maléfica es buena. Intentarán mentirnos, hacernos ver que puede ser una villana, pero es imprescindible que entréis en la sala pensando que es buena. O no disfrutaréis nada de la película.

La secuela es más aventurera, con más acción, y eso es debido a la dirección de Joachim Rønning, director de la última entrega de Piratas del Caribe. Ya desde el principio se ve un aura de aventura que no poseía su predecesora y que tampoco podemos encontrar en otros remakes de la factoría Disney. No es una película que sorprenda, pero si consigue conquistar a aquellos que busquen una aventura ligera y mágica.

Los efectos especiales, las secuencias de acción, todo está medido al milímetro y, además, también nos ofrece un vistazo al mundo desconocido que se encuentra más allá de las costas que conocíamos. Un vistazo al origen, al pueblo de Maléfica.

Angelina Jolie está fantástica, como siempre, y a ella se le une una Michelle Pfeiffer que se come cada escena en la que sale. Es una verdadera pena que estas dos mujeres compartan tan poco tiempo en pantalla juntas. El resto, sin más. Aunque la película se centre más en Aurora y Felipe, ambos personajes son de lo más típicos que nos podemos encontrar. ¡Aquí hemos venido a ver a Maléfica!

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here