Crítica de ‘Suspiria’, la nueva aventura de Luca Guadagnino con Dakota Johnson y Tilda Swinton como protagonistas. Ya disponible en cines.

Me ha parecido una auténtica maravilla. Sí, no puedo negar ni adornar mi sensación tras ver la película, me ha parecido magnífica. Al igual que me ocurrió con ‘Madre!’, película con la que la relaciono constantemente en mi cabeza, este remake de la película de Dario Argento me ha dejado totalmente impresionado. Pero no puedo negarlo, no es una película fácil, ni es una película que gustará a todo el mundo. Lo más seguro es que la odiéis.

La historia nos sitúa en Berlín, en 1977, en la vida de una joven bailarina americana que decide inscribirse en la escuela Markos Tanz Company, una de las más prestigiosas del mundo. Pero no os engañéis, esto no es Fama, ni Operación Triunfo, nada más llegar comienzan a suceder cosas de lo más extrañas. Muertes, desapariciones, bailes de lo más extremos. ¿Qué esconde esta escuela? ¿Qué esconde el profesorado de este centro?

Dakota Johnson en 'Suspiria'
Dakota Johnson en ‘Suspiria’

Bajo una dirección impoluta y muy particular, y unas actuaciones impresionantes, nos encontramos ante una de las películas que definen la palabra cine. Sí, me estoy poniendo un poco intenso, lo sé. No es un blockbuster, ni una película que continue un esquema ya establecido, es arriesgada, tensa y llena de momentos que no entenderemos lo que está ocurriendo y que necesitaremos revisionar. Es una experiencia. Muchos la han calificado como excesiva o caprichosa, yo no soy uno de ellos.

Es bastante complicado hablar de una película sin contar nada, absolutamente nada, ni el tono, ni la base en la que se sostiene la historia, pero creo que es necesario no hacerlo con ‘Suspiria’. Uno de sus principales ingredientes es la tensión que logra crear nada más comenzar, con un prólogo interpretado por Chloë Grace Moretz que nos deja totalmente locos, esa es la palabra, locura. Según van pasando los minutos nos damos cuenta de que no estamos entendiendo lo que está ocurriendo, ni cuál es el plan que tienen los guionistas con nuestros personajes, y eso es brillante.

Tilda Swinton en 'Suspiria'
Tilda Swinton en ‘Suspiria’

Tiene momentos en los que apartaréis la mirada de la pantalla, momentos en los que os quedaréis embobados mirando los movimientos de nuestras protagonistas y otros en los que estaréis tentados a mirar a las personas de vuestro alrededor, pero no lo hagáis, no apartéis la mirada de lo que ocurre en pantalla. Es todo un espectáculo audiovisual. Una gran fotografía, una gran banda sonora, una dirección impoluta, unas interpretaciones de vértigo y un largo etcétera de grandezas en todos sus apartados.

Antes de comenzar la proyección una compañera nos preguntó, “¿Cuántos pensáis que se irán antes de finalizar la película?”, y efectivamente, más de uno abandonó la sala.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here