¿Os acordáis cuando éramos niños y nos sentábamos todas las mañanas a ver una serie de dibujos? El Club Disney, Megatrix,… Yo he recuperado esa esencia. Disponible en Netflix España.


La llegada de Netflix y su amplio catálogo es un arma de doble filo. Queremos ver todo, pero luego, a la hora de la verdad, nos encontramos con el mando a distancia y un largo tiempo intentando decidir qué ver. En una visita de una amiga, que se quedó en casa a dormir durante un par de noches, descubrí una serie de animación que siempre había pasado bastante desapercibida, ‘Teen Titans Go!’, una serie centrada en un grupo de superhéroes de edad indeterminada pero demasiado teens. Y me enamoré. Me enamoré de Raven. De Chico Bestia. De Robin. De Starfire. Y un poquito (casi nada) de Cyborg.

Esta comedia con grandes dosis de humor y absurdeces se ha convertido en mi serie diaria, todos los días a la hora de comer me siento en el sofá con mi planto de comida (o un pedido a domicilio) y me dispongo a ver un episodio doble en Netflix. Humor negro y situaciones de lo más ridículas hacen que esta serie sea perfecta para desconectar y olvidar todos los malos rollos que uno pueda tener en la cabeza.

Durante un buen puñado de episodios, actualmente en Netflix se pueden encontrar 104 episodios divididos en cuatro temporadas, vemos a estos héroes vivir su día a día, con algún pequeño villano muy de vez en cuando y un grupo de archienemigos. La esencia es ver a estos jóvenes vivir esta eterna vida joven en una super guarida con su sofá, sus videojuegos, hechizos y, amistades y amoríos.

Un fantástico pasatiempos que ameniza los ratos de desconexión y que os hará dejar el zapping, o la búsqueda de contenido, y disfrutar de una serie de animación para todos los públicos. ¿Es infantil? Sí. ¿Es tonta? Sí. ¿Es necesaria en vuestra vida? También.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here